Sociedad

CONTAMINACIÓN

Contaminación en China se vuelve peor que antes del Covid-19

Debido al fin del encierro en China, los niveles de contaminación en el aire han llegado a niveles incluso más altos que antes del coronavirus.

Lunes 25 de mayo | 22:32

El mes pasado el gobierno de China levantó el encierro antes dictado como medida para prevenir contagios por Coronavirus. Como ha sido evidente, no solamente en China sino en todo el mundo, los niveles de calidad de aire y suelo en las ciudades se vieron dramáticamente mejorados, pero duraron muy poco.

“El Centro de investigación en Energía y Aire Limpio” realizó un reporte el lunes pasado en el que rastrean y analizan los niveles de contaminación en el aire, en él se muestra la baja en la calidad del aire en China durante el periodo post pandemia, comparado con el mismo periodo del año pasado.

Los niveles y partículas monitoreadas durante el estudio comprenden al dióxido de nitrógeno, dióxido de azufre y ozono, entre los meses de abril y mayo. Los resultados mostraron que después de analizar los patrones climáticos, todos los contaminantes excedieron los niveles del año pasado después que las restricciones de tránsito y producción fueran levantadas.

Como los estudios lo sugieren la principal fuente de contaminación proviene de las centrales eléctricas de carbón. El carbón es rico en azufre, y es liberado al someterse a altas temperaturas, de esta forma el azufre interactúa con el oxígeno en el aire, creando así dióxido de azufre.

Estos picos hallados en las concentraciones de azufre en el aire han sido vistos también después de crisis económicas, incluyendo la de la epidemia del SARS en 2003 y la crisis mundial en 2008. En ambos casos, el gobierno prioriza los proyectos de construcción de grandes infraestructuras e impulsó las centrales eléctricas de carbón para reactivar la economía.

Guerra contra la contaminación

Desde 2014 China ha impulsado la llamada “Guerra contra la contaminación”. En un esfuerzo por disminuir los contaminantes en el aire de las ciudades: prohibió la implementación de nuevas centrales eléctricas de carbón, centrales ya existentes fueron obligadas a reducir sus emisiones, las ciudades grandes restringen la cantidad de autos en las calles, el país redujo su capacidad de producción de hierro y acero y cerró muchas minas de carbón.

En 4 años lograron reducir de un 35% a un 39% sus niveles de contaminación de aire en las ciudades más grandes y más contaminadas. Sin embargo, aunque las estrategias tomadas parecían estar dando frutos, en este tiempo post pandemia, China parece estar retrocediendo.

Periodo post pandemia

El impacto en la salud, sobre todo respiratoria, que tiene la contaminación del aire sobre la población es de carácter urgente. Especialmente frente a una pandemia que está lejos de terminar y que ataca directamente la capacidad de las vías respiratorias. Hoy en día hay provincias que han reactivado las restricciones de tránsito de personas después de 34 nuevos casos confirmados y un fallecimiento por COVID-19.

Esta reducción en la calidad del aire puede indicar que China no pretende adoptar un enfoque de energía limpia para reactivar su economía. Esta pandemia no es la única crisis que agobia al mundo, el cambio climático está aquí, y es alarmante que China opte por explotar combustibles fósiles para reactivar su economía al querer salir de la crisis producida por el COVID, sin considerar la crisis climática que se viene arrastrando por décadas atrás.

La implementación de políticas y medidas para ayudar a frenar las emisiones es esencial, está claro que no importa el país en el que estemos, el único interés de los grandes empresarios es generar cada vez más riqueza a costa del ambiente, nuestra salud, y nuestra calidad de vida.

La pandemia del COVID-19 es una expresión más del daño que se le ha hecho al planeta por la forma de producción del capitalismo, explotando y deforestando todos los recursos naturales, y abriendo paso a nuevos y más potentes virus.
Es urgente que nos organicemos en un movimiento internacional, que tome el control de las fábricas en manos de los obreros y se produzca únicamente lo necesario. Buscando el bienestar de los trabajadores y una relación más amistosa con el medio ambiente.

El virus es el capitalismo.







Temas relacionados

Covid-19   /    Pandemia   /    Ecología y medioambiente   /    Sociedad   /    Internacional

Comentarios

DEJAR COMENTARIO