Internacional

DESAPARICIÓN FORZADA

El Gobierno quiere responsabilizar solo a siete gendarmes para salvar políticamente a Bullrich y Noceti

La “nueva hipótesis” terminó de ser presentada anoche por los ministros de Justicia y Seguridad en el programa de Jorge Lanata.

Lunes 11 de septiembre | 09:33

Las últimas horas dejaron en evidencia un giro parcial del Gobierno ante la crisis política que implica la desaparición forzada de Santiago Maldonado. Ya desde el viernes mismo, desde el oficialismo se empezó a desarrollar la idea de que los responsables por la desaparición del joven serían gendarmes sueltos y no la fuerza en su conjunto.

Como se señaló ayer, esa explicación apunta a convertir lo ocurrido en un hecho policial, haciendo todo lo posible por desligar las responsabilidades políticas del Gobierno nacional.

Te puede interesar: Santiago Maldonado: del discurso de orden a la desaparición forzada

El objetivo de la acusación a gendarmes sueltos es hacer caer la carátula de desaparición forzada con la que se maneja en este momento la causa.

En la noche de este domingo, el programa de Jorge Lanata sirvió para terminar de oficializar esa nueva explicación. El periodista, que viene operando de manera escandalosamente abierta a favor del Gobierno y del encubrimiento de la desaparición forzada de Santiago Maldonado, realizó una entrevista light a Patricia Bullrich y Germán Garavano. Allí les permitió exponer esta nueva versión de los hechos, donde los gendarmes sobre los que se focaliza la investigación serían solo 7: aquellos que llegaron más cerca del río cuando avanzó la fuerza dentro del territorio de la comunidad Pu Lof de Cushamen.

Según la “nueva explicación” del Gobierno no serían esa fuerza y el Estado los responsables de la desaparición de Santiago Maldonado, sino algunos gendarmes sueltos que podrían haberlo herido mortalmente y dejarlo abandonado a la vera del Río Chubut.

Pero, como se señaló en este medio, tanto habitantes como especialistas señalan que, de haber ocurrido los hechos de esta manera, el cuerpo del Santiago no podría haber estado más que a algunos cientos de metros de donde tuvo lugar la brutal represión y cacería. Precisamente por eso, también queda en evidencia que el rastrillaje que se realiza sobre el cauce de ese río es una maniobra para seguir encubriendo.

Te puede interesar: Rastrillaje en el Río Chubut: otra maniobra para encubrir una desaparición forzada

La “nueva explicación” de los funcionarios pone en evidencia la falsedad de múltiples declaraciones brindadas desde la misma Gendarmería como también desde el Gobierno nacional.

Con esta nueva hipótesis, planteada por el Gobierno, los gendarmes habrían quedado a escasos metros del río y, por lo tanto de Santiago. Sin embargo, hace poco de una semana, el subjefe del regimiento Esquel, Juan Escola –quien dirigió la represión- había afirmado que nunca estuvieron a menos de 30 metros de los integrantes de la comunidad mapuche que estaban siendo reprimidos. Este domingo, también en el programa de Lanata, el jefe del escuadrón 35 de Gendarmería de El Bolsón Fabián Mendez reafirmó los dichos de Escola. Cuando al ser consultado sobre si se habían informado detenciones luego del operativo afirmó "no, no detuvieron a nadie" y agregó “el manifestante siempre estuvo a más de 40 metros de distancia. Nunca hubo una aproximación tal de tener contacto con las personas. (...) Nunca, nunca llegamos al contacto”.

Como si fuera una especie de ironía, el informe de la ministra contradice lo que dijo Escola. Precisamente, en la entrevista antes señalada, el jefe de Gendarmería contradijo las afirmaciones que hiciera la ministra públicamente.

Te puede interesar: Jefe de Gendarmería de Esquel contradice a Patricia Bullrich

Este giro es una nueva maniobra que busca despegar al Gobierno de toda responsabilidad. Sin embargo fue la misma ministra Bullrich la que defendió a rajatabla a esa fuerza. Durante una audiencia en el Congreso de la Nación afirmó descaradamente que “no iba a tirar un gendarme por la ventana”. Además públicamente pidió "no estigmatizar” a esa fuerza.

Anoche, en la “entrevista” con Lanata, volvió a ratificar un discurso de impunidad hacia Gendarmería. Ante la pregunta de por qué no habían sido separados los gendarmes que actuaron en la represión Bullrich contestó “hay que darle valor a las personas que trabajan en esas instituciones, que están en una línea de fuego muy dura; entonces queremos cuidar a la institución, y cuidar a la institución es si un gendarme o dos o cinco hace algo mal... eso también es cuidar a la institución". Un mensaje de protección hacia toda la fuerza.






Temas relacionados

Santiago Maldonado   /    Desaparición forzada   /    Patricia Bullrich   /    Gendarmería   /    Internacional   /    Política

Comentarios

DEJAR COMENTARIO