Política

EDUCACIÓN PÚBLICA

El recorte del FMI en educación: otra explosión en una escuela, otro techo que se derrumba

Para llegar a la meta del déficit cero que pide el FMI, en estos cuatro meses del 2019 el gasto en educación tuvo una brutal caída de 56,6% en infraestructura, construcción de escuelas y mantenimiento. A esto se suma que, con los 40 mil millones de dólares que se pagaran por año en deuda durante el próximo gobierno se podrían construir 1500 escuelas. La prioridad para el Frente de Izquierda es la educación de los chicos, no los especuladores.

Miércoles 22 de mayo | 02:11

Esta semana ocurrieron dos hechos gravísimos para la educación. En la Ciudad de Buenos Aires se cayó el techo de escuela N° 4 de Villa Ortúzar, con chicos en el aula y la maestra que resultó herida. En Moreno, Provincia de Buenos Aires, estalló un calefactor nuevo en la Escuela 27 del Barrio La Esperanza. Un auxiliar quedó aturdido por el incidente y también hubo algunos alumnos mareados por el fuerte olor a gas. A todos nos recordó a Sandra y Rubén.

A pedido del FMI, para llegar a la meta del “déficit cero”, en estos cuatro meses del 2019 el gasto en educación se redujo a 32,3% nominal, lo que equivale a una brutal caída de 56,6% real. Como vemos, la educación para ellos no es una prioridad.

El próximo Gobierno que asuma desde el 2020 hasta el 2023 deberá pagar U$S 40.000 millones anuales de deuda. Esto equivale a 150 mil millones de pesos por mes (con un dólar a $45). Con es presupuesto, se podrían construir 1500 escuelas grandes por año, con un costo de casi 100 millones de pesos como el colegio de Educación Técnica N° 3119 del distrito Francisco Solano de la ciudad de Salta, inaugurada recientemente, que tiene 5.500 metros cuadrados. Con ese dinero en dos meses, podría verse sobrepasada la promesa de los 3 mil jardines, del que tan solo hizo 1479 salas.

La educación debe ser una prioridad absoluta para la población y para los millones de niños y niñas. Para esto hay que partir de que se hace necesario romper con el Fondo Monetario Internacional y utilizar el dinero que se paga en la deuda para que vaya a trabajo, salud, salario, educación y vivienda. Este es el primero de un programa de diez puntos que presentó el Frente de Izquierda, junto a la pelea por una educación nacional única, estatal, pública, gratuita y laica.







Temas relacionados

Rubén Orlando Rodríguez   /    Sandra Calamano   /    Educación pública   /    Déficit    /    Moreno   /    FMI   /    Presupuesto    /    Educación   /    Política

Comentarios

DEJAR COMENTARIO