Cultura

ARTE

Fotógrafa representa el parto natural de la virgen María entre moscas, sangre y dolor

Natalie Lennard, fotógrafa británica, le da realismo al nacimiento de Jesucristo representando la Virgen María pariendo.

Sábado 23 de diciembre de 2017 | 11:04

Natalie Lennard que aunque se declara “no religiosa” sí creció siendo educada en la fe católica, decidió con su experiencia, viajar a la Toscana italiana para crear allí su propio Belén viviente, la Virgen María dando luz a Jesús con la ausencia de ángeles, ni misteriosos rayos de luz en la cabeza del recién nacido, es que en toda la historia de la religión no ha visto ninguna imagen similar. Siempre se muestra el momento en el que el bebé ya está envuelto en una sábana, todos los pastores y los Reyes Magos van a visitarlos, en su representación todo lo contrario: sangre, dolor, moscas, rodeada de animales y José ayudándola, “Quería representar a María en aquel momento de éxtasis y poder, dando a luz en un establo, sin que nadie le explique cómo tiene que colocar su espalda o cada cuanto tiempo debe inhalar aire” posteó en su cuenta de Facebook.

Nunca hemos visto una representación real de la biología del nacimiento de Jesús, “Adoración de los Magos” una entre tantísimos trabajos pictóricos representando el nacimiento de Jesús, por ejemplo esta obra de forma circular ha sido durante mucho tiempo objeto de debate académico sobre su autoría, que ha oscilado entre Fra Filippo Lippi y Fra Angelico. Fue encargado por Cosimo de Medici, o por lo menos sabemos que se pintó para el Palacio Medici donde aparece en un inventario realizado en 1492 siendo catalogado como de Fra Angelico. Detrás de los tres reyes se desarrolla una espléndida procesión, que simboliza a todas las razas de la humanidad que acude a rendir homenaje al recién nacido Cristo. El pavo real es el símbolo de la Resurrección. Algunos eruditos creen que Fra Angelico realizó la composición y pintó la Virgen con el Niño y quizás algunas de las figuras de la parte superior derecha; a continuación, su socio y compañero Fra Filippo Lippi completó el trabajo, aunque la Virgen es la única de las figuras de la obra que se considera obra segura de Fra Angelico, donde María pudo perfectamente parir a Jesús sin despeinarse y sin reflejar algún tipo de sufrimiento, imágenes muy alejadas de la realidad de un parto.

La obra forma parte de una serie de fotografías sobre la maternidad a lo largo de la historia en la que busca representar el parto antiguo y moderno y de diferentes clases sociales.








Temas relacionados

Río Negro   /    Cultura

Comentarios

DEJAR COMENTARIO