Política

RÉGIMEN POLICÍACO

Jujuy: ¿cómo vencer las causas persecutorias de Morales contra los luchadores?

La semana pasada comenzó el juicio contravencional contra organizaciones sociales, sindicales y la izquierda por la movilización, duramente reprimida, del 4 de abril de 2018 en el comienzo de las sesiones legislativas. El régimen policíaco de Morales, que tiene presos políticos, quiere convertir a las víctimas en victimarios. Hay un amplio repudio al juicio ¿Cómo vencerlo?

Gastón Remy

Economista, docente en la Facultad Cs. Económicas UNJu.

Jueves 20 de febrero | 16:03

La semana pasada comenzaron las audiencias en el marco de la causa contravencional armada por el gobierno de Morales contra organizaciones sociales, sindicales y los partidos del Frente de Izquierda, que se movilizaron el 4 de abril de 2018 ante el inicio de las sesiones legislativas.

La movilización, que fue duramente reprimida por la policía provincial, se realizó por diversos reclamos frente a las políticas de ajuste de Morales sobre el pueblo trabajador, como por ejemplo la denuncia de los despidos en el ingenio La Esperanza, reclamos salariales de los sectores estatales y docentes o de los estudiantes por la educación pública, entre otros.

Un amplio repudio se viene expresando en el que convergen organizaciones sociales, sindicales, políticas, legisladores/as, referentes de los DDHH, artistas y delegados/as de base de varios sindicatos, tanto a nivel provincial como nacional.

Te puede interesar: Jujuy: amplio repudio al juicio contra organizaciones sindicales, sociales y la izquierda

Un régimen policíaco

El Juez contravencional, Matías Ustárez, se prepara para darle una pronta resolución al juicio fijando fechas de audiencia para el 21, 26, 27 y 28 de febrero puesto que su intención, como anticipó en la primera audiencia, es cerrarlo en un mes. Sabemos que la intención del juez contravencional es ratificar lo realizado por la policía para sentar un precedente contra los luchadores y la protesta social.

En Jujuy hay un régimen policíaco que desde el PTS y el Frente de Izquierda venimos denunciando y enfrentando. Un régimen dónde, basándose en el Código Contravencional aprobado por el PJ y la UCR, el propio Poder Ejecutivo designa los jueces, la policía tiene superpoderes y se arman causas para perseguir no sólo a todo aquel que proteste, sino también para disciplinar a la juventud o reprimir a los vendedores ambulantes.

Si faltaban más pruebas de este accionar, el reciente escándalo nacional que se desarrolló a partir de la viralización de los audios del presidente del Superior Tribunal de Justicia, Pablo Baca, en los que afirma que las causas se arman a pedido de Morales, termina de confirmarlo.

De conjunto, el proceder en base al Código no es sólo inconstitucional, arbitrario y autoritario sino que constituye una política del régimen de amedrentamiento, disciplinamiento y persecución frente a una realidad de ajuste cada vez más crítica para la mayoría popular. Si no hay pan, hay palos. Esa es la "paz" de Morales.

¿Cómo vencer las causas persecutorias?

En la situación actual, en la que sólo se sigue reclamando esfuerzos a los que menos tienen para seguir garantizando las ganancias de los que más tienen, enfrentar y buscar las formas de vencer los avances persecutorios no es sólo una respuesta democrática sino que hace a fortalecer las peleas por cuestiones económicas y estructurales como la asistencia social, las paritarias, la educación y la salud pública, entre otras. Sin ir más lejos el actual juicio, al que se le quiere dar un carácter express, se da antes de que inicien formalmente las paritarias. Un fallo condenatorio a los principales sindicatos, organizaciones sociales y a los partidos del Frente de Izquierda dejaría mejor parado al gobierno para encarar su respuesta a los reclamos salariales.

En este sentido, desde el PTS venimos impulsando la mayor unidad para dar una respuesta más fuerte frente a este nuevo ataque del Estado. Por eso somos impulsores y formamos parte de la “multisectorial contra la judicialización y la persecución de la protesta” desde donde se convocó a la importante movilización del pasado lunes en el comienzo de las audiencias del juicio, en la que confluimos con diversos sectores a quienes convocamos a seguir construyendo la mayor unidad para dar la pelea tanto legal como en las calles para que este juicio se anule, lo que nos dejaría mejor parados para encarar la lucha por la derogación del Código Contravencional y el conjunto de reclamos que tiene el pueblo trabajador.

También de ese espacio surgió una declaración unitaria que viene cosechando importantes adhesiones tanto a nivel nacional como provincial y que marca un amplio y extendido repudio a este juicio persecutorio. Entre esas adhesiones se destacan: el Encuentro Memoria, Verdad y Justicia, Sergio Maldonado, Horacio Meguira, Myriam Bregman, Nicolás del Caño, Leila Chaer, Alejandra Cejas, Emanuel Palmieri diputados/as provinciales del FdT; Alejandro Vilca, Natalia Morales, Eduardo Hernández, Iñaki Aldasoro diputados/as provinciales del Frente de Izquierda, concejales de varias ciudades del peronismo y la izquierda.

También repudian la persecución importantes artistas locales, referentes, delegados y delegadas de base de distintos gremios nacionales y provinciales y dirigentes de las principales organizaciones sindicales y sociales de la provincia como Carlos Santillán y Sebatián López del SEOM, Rafael Vargas del SOEAIL, Sergio Suárez del SOEA, la CTA Autónoma, ATE, APUAP, Luz y Fuerza, CEDEMS, ADEP, CTA de los Trabajadores, entre muchísimas adhesiones más que se siguen sumando.

Sobre estos primeros pasos dados de manera unitaria, es necesario darle continuidad a esa unidad para poder elaborar un plan de lucha discutido en asambleas de cada sindicato imputado, como en las organizaciones sociales y políticas atacadas. ¿Qué pasaría si desde ADEP, CEDEMS, ATSA, Luz y Fuerza, ambas CTAs se lanzara y discutiera con las bases el llamado a un paro provincial contra la persecución y demás reclamos en curso, en la que se sumen lo centros de estudiantes que también tienen imputados, la juventud, organizaciones sociales, la izquierda y partidos políticos que dicen oponerse a los juicios persecutorios y a que haya presos/as políticas en la provincia? Seguramente estaríamos en muchas mejores condiciones para derrotar este juicio que es un mamarracho jurídico.

Te puede interesar: Concejo de San Salvador: solicitan sesión para rechazar el juicio contravencional contra luchadores

En cuanto a las bancas del Frente de Izquierda hemos presentado proyectos en la Legislatura y Concejos para que se declaren por la nulidad de este juicio persecutorio y lanzamos la propuesta para hacer acciones en común con el conjunto de los y las diputadas que se opongan a esta persecución. En la localidad de San Salvador se hizo una importante presentación conjunta entre los concejales del FIT y de OLA y FORJA del PJ, para que se realice una sesión extraordinaria que trate una declaración contra este juicio escandaloso.

Tomando estos ejemplos, en la Legislatura se podría votar una declaración del mismo tenor si no fuera porque el rivarolismo viene mirando para otro lado sin pronunciarse siquiera contra este juicio escandaloso. Si se avanzara en un pronunciamiento por la nulidad del juicio en la Legislatura claramente se fortalecería la campaña contra las persecuciones y también se daría un espaldarazo a la lucha en las calles de los sindicatos y demás organizaciones imputadas.

Te puede interesar: El FIT exige que la legislatura rechace el juicio contravencional que criminaliza la protesta

Lo mismo, si todas las organizaciones que estamos siendo atacadas, entre las que se encuentran sectores del peronismo, impulsaran con más fuerza aún la declaración contra esta causa persecutoria para que firmen y se pronuncien los principales referentes de esos espacios a nivel nacional. Como lo han hecho Nicolás del Caño o Myriam Bregman entre otros referentes de la izquierda.

Si hay voluntad política de avanzar en una respuesta realmente unitaria que tenga como objetivo pararle la mano a esta causa persecutoria y desarrollar medidas de lucha y una campaña democrática nacional en la que se pronuncien personalidades de los derechos humanos, la intelectualidad y la política, se puede vencer a Morales y su régimen policíaco y estar en mejores condiciones para luchar contra el ajuste en curso.







Temas relacionados

Jujuy   /    Política

Comentarios

DEJAR COMENTARIO