Mundo Obrero

MUNDO OBRERO

La Catamarca obrera paralizó la provincia: dirigentes de las CGT locales se borraron

El paro fue masivo en el marco de las luchas docentes, estatales, de salud, los cierres de fábrica y los miles de evacuados por las crecidas de ríos.

Jueves 6 de abril | 14:30

Si fuera por la actividad de la CGT (tanto de la conducción Carrizo como de Arévalo) el paro que paralizó el país no se habría dado en Catamarca. Ni un afiche, ni un volante, ni un piquete, ni el menor atisbo de organización de la bronca obrera y popular.

Sin embargo los choferes de la UTA paralizaron los colectivos, los bancarios los bancos, los maestros cerraron las escuelas, los trabajadores de la electricidad dejaron las herramientas en el piso y levantaron sus demandas por mejores salarios y más puestos de trabajo en Transnoa y Ecsapem. Los municipales no abrieron las dependencias municipales, no hubo remises en la calle, los comercios se mantuvieron con las persianas bajas, los talleres mecánicos no prendieron las luces. Las fábricas que despiden no produjeron ni una mercancía. No abrió ni una estación de servicio. Los no docentes no abrieron las puertas de la universidad de Catamarca.

La fuerza de la Catamarca obrera se sintió con todo muy a pesar de las conducciones de la CGT, quienes no tuvieron nada que ver con esta gran acción obrera, que surgió desde abajo. Ni la CGT-Carrizo ni la pretendidamente combativa CGT-Arévalo tuvieron la menor actitud de organizar la bronca de los trabajadores.

Aunque de palabra ambas fracciones de la CGT se dicen una más combativa que la otra, en los hechos ambas conducciones gremiales mostraron su claro servilismo al gobierno provincial. Se cuidaron como los gatos del agua de que se exprese la bronca y así cubrirle el “flanco obrero” al gobierno del FPV-PJ de Lucía Copacci, que son quienes (como en el resto de las 14 provincias donde gobierna el FPV-PJ) garantizan el ajuste de Macri.

Desde el PTS-Catamarca plantearon: “Hoy se expresa la fuerza de la clase obrera en la provincia. Pero sin llamar a la continuidad del plan de lucha ni a la unidad de los reclamos obreros y populares, las CGT intentarán diluir esta gran acción obrera.

Tenemos que poner en pie un fuerza política de los trabajadores para imponer una salida obrera a la crisis nacional y provincial. Por ejemplo, como lo hacen los trabajadores de la empresa de electricidad Transnoa, que se niegan a salir a hacer los arreglos de los destrozos causados por el temporal sin la ropa de trabajo adecuada, para preservar su vida. Ellos proponen la creación de más puestos de empleo en las poblaciones afectadas por las crecidas de ríos. Hay trabajo para todos, pero para esto hay que afectar los intereses de las grandes empresas como la eléctrica Transnoa.

Con este paro se empezó a sentir en la calle la fuerza social, que si se organiza, puede vencer al gobierno nacional, provincial y a las empresas como Transnoa, Minera Alumbrera y todas las que ajustan, despiden y suspenden masivamente a los trabajadores”.








Temas relacionados

Catamarca   /    CGT   /    UTA   /    Mundo Obrero

Comentarios

DEJAR COMENTARIO