Sociedad

TUCUMÁN

Dengue y coronavirus en Tucumán: ante un sistema de salud deficiente, medidas de emergencia para enfrentar la crisis

Ante la crisis abierta por la propagación del dengue y la emergencia sanitaria por coronavirus, la referente del Frente de Izquierda-Unidad y dirigente del PTS, Alejandra Arreguez, planteó un plan de emergencia partiendo de la situación del sistema de salud tucumano.

Lunes 16 de marzo | 22:36

Ya suman 124 los casos de dengue en la provincia. El gobernador decretó la emergencia sanitaria frente al coronavirus y se activó un protocolo con suspensión de clases en todos los niveles. En las redes sociales diariamente enfermeras, médicos y trabajadores de la educación hacen visible el deterioro de los centros de salud y educativos, donde no hay insumos básicos como alcohol en gel, barbijos, lavandina o agua.

¿Cuál es el estado del sistema de salud en la provincia frente a la emergencia sanitaria?

Según un informe del Ministerio de Salud del año 2019 , hay en la provincia 110 establecimientos con capacidad de internación pero solamente 38 pertenecen al subsector público, es decir donde recurre la población que no dispone de ninguna cobertura. El 70% de la salud en la provincia está en manos privadas o de prepagas. Muchas veces los propios hospitales se ven en la necesidad de alquilarles camas a las clínicas privadas. Si eso es así en momentos “normales”, imaginémoslo frente a una epidemia.

Manzur habla de tomar medidas extraordinarias si eventualmente se tornase necesario. Pero es evidente que es algo que se debe hacer desde ahora. El Frente de Izquierda plantea la necesidad de pasar el conjunto de las instalaciones y clínicas privadas a la órbita del Estado, poniendo en pie un sistema de salud único que esté al servicio de las necesidades de la población y familias trabajadoras y que garantice la atención gratuita.

Te puede interesar: Tucumán: una de las provincias con menos camas y centros de internación del país

Tal como se refleja en cientos de denuncias en redes sociales, en las escuelas, universidades, centros hospitalarios y montones de lugares de trabajo no hay insumos básicos. Desde el FIT se plantea que para todo el personal no afectado por licencias laborales, el cierre o suspensión de establecimientos, en los lugares de trabajo se tomen todas las medidas de prevención urgentes: agua, jabón, alcohol en gel y repelente a disposición de trabajadores, alumnos, pacientes y público en general que asista a esos establecimientos.

La Ministra de Salud, Rossana Chahla, dice que están distribuyendo kits de prevención en escuelas y centros de salud, pero los trabajadores vienen denunciando que ninguno llego a destino. Por eso proponemos que de manera urgente los laboratorios de la UNT organicen la producción y distribución masiva del alcohol en gel para proveer gratuitamente a hospitales, escuelas donde continúen asistiendo a los comedores y a la comunidad en general. Hay que aumentar las partidas presupuestarias para este fin.

Nuestras vidas valen más que sus ganancias

Junto con las medidas de prevención básicas, es necesaria la puesta en producción de kits de detección temprana del virus para salvar vidas, al mismo tiempo que avanzar en la puesta en producción de camas de internación, respiradores y materiales básicos de atención hospitalaria frente a la pandemia.

Protección inmediata de personas en situación de calle. No al cierre de albergues, como hicieron en el Hogar Cristo de la Merced dejando 40 personas en la calle. También es necesario garantizar la distribución de los alimentos que reciben estudiantes en las escuelas, incrementando el presupuesto de los comedores y brindando un menú adecuado.

Junto a las licencias para todos y todas las trabajadoras empleadas en empleos no esenciales y población de riesgo respetando el cobro total de su salario, es necesario brindar subsidios para todos los que sean cuentapropistas o que trabajan en negro como ocurre con 8 de cada 10 jóvenes la provincia. La precarización laboral, precariza la vida y los riesgos se incrementan. Hay que garantizar la estabilidad laboral bajo convenio con el pase a planta de todos los precarizados, contratados y trabajadores no registrados.

Para los trabajadores de la salud, los que están al frente de la prevención y tratamiento, planteamos aumento de salario y de cobertura para afrontar la atención de la población con los recursos necesarios. Reincorporación de trabajadores de la salud despedidos y nombramientos de personal a planta permanente para reforzar todos los servicios afectados por la asistencia del virus.

Al presentar este plan de medidas elaborado por el PTS en el Frente de Izquierda, Alejandra Arreguez declaró: “El gobernador habla de medidas extraordinarias, mientras el desarrollo del brote del dengue muestra que tales medidas no están siendo llevadas a cabo. No hubo siquiera fumigaciones antes del inicio lectivo cuando el desarrollo del dengue era un hecho conocido. Por eso, imponer este plan, que pone en el centro nuestras vidas y no las ganancias de un puñado de empresarios, depende de la organización y movilización de los trabajadores. Impulsemos asambleas y comités de higiene y seguridad en todos los lugares de trabajo”.







Temas relacionados

Coronavirus   /    Alejandra Arreguez   /    Juan Manzur   /    Dengue   /    Crisis de la salud pública   /    Tucumán   /    Sociedad

Comentarios

DEJAR COMENTARIO