Mundo Obrero

TUCUMÁN

La lucha por la cláusula gatillo, ¿cómo derrotamos el ajuste de Manzur?

El Gobierno de los que decían que iban a “cuidar el futuro” inició el año atacando a los estatales mediante el decreto 1/1 que suspende el pago de la cláusula gatillo entre otras medidas ajustadoras. La bronca que generó la medida pegó un salto contundente con el gran paro docente los día 13 y 14. ¿Cómo profundizar la lucha para derrotar este ataque?

Juan Luis Véliz

Dirigente de la agrupación Marrón Docente y del PTS-FIT U

Miércoles 19 de febrero | 11:00

"Ya lo dijo el Presidente, en Argentina no hay más cláusula gatillo". Así, se jactaba Manzur de ser el primero en impulsar este ataque. El tono es muy distinto al que mantuvo durante la campaña cuando prometía junto a Alberto Fernández cuidar la educación, revertir las consecuencias del ajuste macrista y “cuidar el futuro”. Con estas expectativas, muchos trabajadores y trabajadoras votaron al Frente de Todos. Pero las palabras comenzaron a desvanecerse y en los hechos lejos de recuperar lo perdido, nos están quitando lo poco conquistado.

Con la suspensión de la cláusula gatillo los docentes perdimos alrededor de un 15%. Ahora, ante un situación económica totalmente inestable, donde no se sabe de cuánto será la inflación este año, pretenden que firmemos con los ojos cerrados una suma fija. Es decir, quieren seguir pulverizándonos el salario. El decreto 1/1 se enmarca en un paquete de medidas que promueven en acuerdo con la oposición a nivel nacional. En la Mendoza gobernada por el radicalismo, los docentes también se vienen movilizando contra el mismo ataque.

Es que tal como señalamos desde el Frente de Izquierda, tanto Cambiemos como el oficialismo tienen como prioridad la negociación con el FMI para seguir pagando una deuda ilegal e ilegítima que el gobierno de Macri incrementó exponencialmente favoreciendo a los especuladores, los bancos y a sus amigos como Caputo. Pagar esa deuda necesariamente va a implicar más ajustes como ya estamos viendo con la promesa de paritarias a la baja o el congelamiento de la movilidad jubilatoria.

Unir nuestra fuerza y golpear con un solo puño

Contra el decreto 1/1, los docentes nos movilizamos desde el 7 de enero, en los principales hospitales de la provincia los trabajadores realizan asambleas con la participación de cientos de trabajadores, hay asambleas y movilizaciones en Capital, Monteros, Aguilares, Concepción, Simoca, Tafí Viejo y piquetes protagonizados por los municipales del interior.

La semana pasada miles de estatales participamos de movilizaciones en Plaza Independencia. El paro docente del 13 y 14 fue contundente. Se demostró que la campaña que desplegaron el Gobierno, ATEP y el Frente Gremial contra la medida de fuerza no detuvo a la docencia que aprovechó el llamamiento ATE Docente para hacer sentir su bronca. El Gobierno salió a responder a través del ministro Litchmajer, que cayendo en una evidente contradicción amenazó con descuentos mientras aseguraba que el paro no existía ya que ese día “los docentes no debían reintegrarse aún”.

Los trabajadores tenemos la fuerza para torcerle el brazo al Gobierno pero para eso necesitamos unirnos. Hasta ahora hay medidas muy progresivas como marchas, paros, asambleas, pero hay que avanzar en unir todas esas acciones de los estatales y los sectores que nos apoyan. Pensemos la fuerza que podemos tener los 110 mil estatales si hiciéramos medidas conjuntas, ¿cuánto podría durar el decreto de Manzur si esa fuerza se expresara unida en las calles?

Para eso tenemos que impulsar la más democrática instancia donde puedan expresarse la voz y el voto de todos los trabajadores estatales que mastican bronca viendo como los gremios mayoritarios de la mano de Toledo (ATEP) el Frente Gremial, Ramírez (ATSA) y otros parecen más voceros del gobierno que dirigentes sindicales. Hasta hoy no convocaron ni a una sola medida de fuerza.

La “Coordinadora en Lucha”, surgida tras una reunión en Adiunt y Sadop, es un primer paso pero debería ser abierta a los activistas y con mandatos de base.

Por una asamblea provincial de todos los estatales para votar un plan de lucha unificado

Desde la agrupación Marrón en estatales participamos de todas las convocatorias llevando una misma política: es hora que unamos la enorme fuerza que tenemos, que pongamos en pie instancias desde las bases donde seamos los trabajadores los que decidamos qué medidas tomar para fortalecer el conflicto.

Para derrotar al Gobierno, tenemos que apostar a desarrollar la fuerza del conjunto de los trabajadores estatales. A la hora de quitarnos una parte de nuestro salario, Manzur no se fijó en la ficha de afiliación sindical. Directamente atacó sin distinción de gremio, ni categorías, ni sectores. Garanticemos entonces la unidad desde la bases donde pueda expresarse la voluntad de lucha que recorre cientos de dependencias estatales, sin distinguir si pertenecen a ATEP, APEM,AMET, ATSA, UPCN,SITAS, ATE, etc, o incluso los miles de precarizados y contratados estatales que directamente no tienen derecho a afiliarse. Como nuestros compañeros docentes del Plan FINES que cobran 2200$. Queremos tomar este reclamo de los sectores precarizados y exigir su pase a planta.

Tanto en la asamblea de docentes autoconvocados como en la asamblea de ATE ésta propuesta fue aprobada. Pero queremos llevarla a todos los Hospitales, las Escuelas y el resto de las dependencias del Estado. En estos días, y ante la negativa de los sindicatos de llamar a un paro, nos encontrarnos nuevamente en las escuelas. Desde la agrupación Marrón estamos a la cabeza de impulsar asambleas en cada lugar de trabajo para imponer desde la bases este mandato a poner en pie una gran asamblea provincial para que seamos nosotros lo que decidamos cómo continuar esta lucha.







Temas relacionados

Cláusula gatillo   /    Trabajadoras y trabajadores estatales   /    Tucumán   /    Mundo Obrero

Comentarios

DEJAR COMENTARIO