×
×
Red Internacional

Precios.Se necesitaron más de $ 60.000 para no ser pobre en Mendoza en el último mes

El valor de la Canasta Básica aumentó un 55 % en los últimos 12 meses. Mientras los aumentos de precios se comen el salario de las familias trabajadoras, el Gobierno pretende imponer por decreto paritarias a la baja para miles de trabajadores y trabajadoras estatales

Viernes 23 de julio | 10:50

Según el informe publicado este jueves por la Dirección de Estadísticas e Investigaciones Económicas de Mendoza (DEIE), una familia necesitó en junio tener ingresos superiores a $ 60.333,21 para no ser considerada pobre. Desde que comenzó el año, el valor de la Canasta se incrementó en $ 10.000, cifra que supera ampliamente la mayoría de los aumentos de salario por paritarias.

El informe del organismo también estipula el valor de la Canasta Básica de Alimentos, que determina el umbral de indigencia, establecido en $ 19.525.

En los últimos doce meses, el valor de la Canasta Básica aumentó un 55 %, pasando de $ 38.889 en junio de 2020 a $ 60.333,21 en junio de este año. Sin embargo, rubros esenciales para las familias trabajadoras de la provincia aumentaron aún mas: los alimentos aumentaron un 56,4 % en los últimos doce meses, la vestimenta un 64,7 % y, justamente en el marco de la pandemia, el rubro Atención médica y gastos para la salud, un 59,7 %. Estos aumentos son un verdadero golpe para el bolsillo de miles de familias trabajadoras en la provincia que ven cada vez más imposible llegar a fin de mes.

Te puede interesar: Mendoza: "Los políticos se subieron las dietas un 45 % y nos ofrecen un aumento real del 25 %"

La inflación de junio fue del 3,9 %, el segundo registro mensual más alto del año. De esta manera, la inflación acumulada en la provincia en lo que va del 2021 es del 26,2 %, una cifra que contrasta ampliamente con el cierre por decreto de las paritarias para las y los trabajadores de la salud dispuesto por el Gobierno provincial.

Luego de haber mantenido congeladas las paritarias durante todo el 2020, el Gobierno de Mendoza dispuso el cierre por decreto de la paritaria de miles de trabajadores y trabajadoras de la salud, imponiendo un aumento del 5 % que se suma al 24 % acordado a fines del año pasado. Es decir un "aumento" que no solo no alcanzará a cubrir los aumentos de precios del año pasado, sino que mucho menos los de este año. Tomando en cuenta ambos años (ya que no hubo paritarias en 2020), las y los estatales podrían perder el 50 % del valor de su salario para finales de 2021.

Te puede interesar: Un ajuste que se siente en los hogares: la inflación de los pobres fue más alta que el promedio

Este brutal ajuste sobre el bolsillo popular motivó las masivas movilizaciones que vienen protagonizando en la provincia miles de trabajadoras y trabajadores estatales. Esta semana, un nuevo caravanazo de trabajadoras de la salud, la educación, judiciales, de organismos de control, junto a otros sectores, volvió a rechazar el decretazo de Suárez y exigir un aumento del 45 % que compense lo perdido frente a la inflación el año pasado.

A nivel nacional la situación no es distinta. Según el informe publicado por el Indec, una familia necesitó el equivalente a más de tres salarios mínimos para no ser considerada pobre. Mientras que los propios trabajadores y trabajadoras del organismo nacional estiman que la canasta elaborada por el Indec está muy lejos de las necesidades de una familia para llegar a fin de mes. Según la junta interna del organismo, ningún trabajador debería ganar menos de $ 103.128 para alcanzar una canasta de consumos mínimos .




Comentarios

DEJAR COMENTARIO


Banner elecciones 2019

Destacados del día

Últimas noticias